PRENDAN LOS MOTORES QUE UN EMPRENDEDOR GRINGO CREO EL “CANNABIS CAR”

cannabis-car

Inspirado por Henry Ford, quien en 1941 experimentó con un vehículo elaborado a base de plantas, Bruce Dietzen invirtió cinco años en investigar y diseñar un vehículo que fuera hecho de cáñamo.

El primer resultado es un automóvil deportivo, con diseño europeo de los años 60’ y que funciona con gasolina, aunque su carrocería está hecha íntegramente de fibra de cáñamo que, además de convertirlo en un “modelo sostenible”, lo hace más resistente que el acero.

El objetivo es hacer el automóvil “más verde” y sostenible del mercado, en la medida en que el proceso de producción es casi artesanal y los moldes son hechos a mano, evitando así la “importante cantidad” de gases contaminantes que se emiten durante el proceso de fabricación de un automóvil convencional.

“En un auto de gasolina, el 23 % del carbono que emitirá en su ciclo de vida viene del proceso de fabricación. En el caso de los automóviles eléctricos, el 46 % se genera durante su fabricación”.Agrega además que los “vehículos eléctricos son solo 33 % más verdes que los vehículos de gasolina”

“El chasis, la tapicería, el capó, y todo lo que es plástico puede ser reemplazado por cáñamo”, defiende Dietzen, cuya compañía Renew Sports Cars ya está desarrollando los primeros tres pedidos, todos hechos en el país por personas e incluso empresas que quieren apostar por “fuentes ecológicas de generación de energía”.

Mas info en:

www.renewsportscars.com

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *