Cáñamo 119, edición de marzo: Cannabis y reforestación

Mucho humo ha pasado bajo las decenas de pueblos chilenos que fueron azotados por los incendios más grandes de que se tiene registro en la historia del país, los que dejaron en cenizas el trabajo y los hogares de los que siempre salen más perjudicados después de cada catástrofe: el pueblo chileno que aún vive en una economía de subsistencia. Más allá de  las teorías conspirativas aún no comprobadas, irresponsables acusaciones a la bandada y una nueva demostración de que el Estado chileno vive con políticas de reacción –Luchines y SúperTankers mediante– y no de acción en materia de catástrofes, ahora viene la urgente tarea de la reconstrucción. Tarea que en este caso incluye no sólo temas de vivienda y obras públicas, sino de manera muy urgente y central la recuperación de los suelos, principal medio de subsistencia de muchas de las zonas devastadas. Sabiendo de las incontables bondades de nuestra planta favorita, la pregunta caía de cajón ¿Servirá el cáñamo para recuperar la tierra de las zonas afectadas de manera rápida, productiva y sustentable?

Leer más

El reportaje completo, en Revista Cáñamo 119 en quisocos de todo el país.

Leer menos

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *